1. Prepare su parrilla

Asegúrese de que el tanque esté en la posición de apagado y que todos los diales estén en apagado antes de comenzar. Póngase unos guantes de goma antes de quitar la rejilla y aplique una solución 50/50 de  CLR® Calcium, Lime, Rust Remover y agua tibia. Después de 2-3 minutos, friegue la rejilla de la parrilla con un cepillo de cerdas duras y enjuague con agua limpia de la manguera. Limpie la acumulación debajo de la tapa y a lo largo de las paredes internas de la parrilla por dentro y por fuera con CLR® BBQ Grill Cleaner. Enjuague y seque con toallas de papel y coloque la rejilla nuevamente en la parrilla. Revise el tanque de propano para asegurarse de que esté lleno y busque cualquier peligro potencial, como piezas rotas. Luego... ¡a cocinar!

Para “Las mejores herramientas para parrilladas que puedes comprar”, consulte este artículo de Business Insider.

2. Suministros y decoración

Mantenga su tema en mente cuando compre suministros. Asegúrese de tener los platos de papel, servilletas, tenedores, cuchillos, cucharas y tazas necesarios. La decoración no tiene por qué ser una carga. Una barbacoa no necesita lucir espléndida. Una bandera y una vajilla temática es todo lo que se necesita para tener una comida al aire libre del 4 de julio.
 

3. Comida divertida, más un platillo sorpresa

¡No hay barbacoa completa sin buena comida! Las hamburguesas, los perritos calientes y las papas son platillos populares, pero para realmente IMPRESIONAR a sus invitados, ofrezca un platillo sorpresa que vaya con el tema. No necesita ser complicado. Por ejemplo, un postre con arándanos, fresas y malvaviscos acomodados para parecerse a la bandera estadounidense puede hacer que la ocasión sea un poco más especial. Solo asegúrese de tener suficiente comida para todos.
 

4. Tenga una variedad de bebidas

Si tiene una mayoría de adultos en su comida al aire libre, además de una hielera llena de cerveza helada, ¿por qué no ofrecer alguna opción de verano, como una limonada con vodka? Para los no bebedores y los huéspedes más pequeños, asegúrese de tener suficientes refrescos, té o jugo disponibles.
 

5. Planee actividades 

Tiene comida y compañía, ¿y ahora qué? Organice juegos y otras actividades para mantener a la gente entretenida. Fútbol, voleibol, frisbee y bádminton son opciones populares. Siempre tenga un plan de respaldo en caso de que el clima no coopere. Las actividades en el interior como juegos de mesa, cartas o charadas son buenas opciones.
 

6. Buena música

¡Es hora de liberar su creatividad! Elija canciones que crea que usted y sus invitados disfrutarán. Puede convertirlo en un juego si quiere. Tenga premios para los invitados que puedan adivinar todas las canciones correctamente o juegue a un juego clásico de congelados con los niños más pequeños.

7. Destierre a los insectos

Es posible que descubra que algunos invitados no deseados intentan colarse en su fiesta en forma de insectos. No olvide el repelente de insectos, ¡pero asegúrese de aplicarlo lejos de la comida!